La persona más innovadora que conozco tiene 64 años. Anda algo abatido porque le cuesta que le acepten en BlaBlaCar…demasiado mayor. Así que él, que abrazó con ilusión a esta nueva forma de compartir el coche, casi no la puede usar. Será porque algunos creen que la innovación es joven…qué sabrán ellos.

Para innovar como él lo hace hacen falta varias cosas. Una inteligencia por encima de la media en algún aspecto (no, en hacer la pelota no vale. Te puede llevar lejos, pero eso no es innovador). Una mentalidad que se divierta con lo nuevo y con los retos. Que no piense aquello de “esto se lleva haciendo así desde hace 20 años…” o que diga “acabas de llegar, no sabes cómo se hacen las cosas aquí”. Y, como último ingrediente, un conocimiento específico de un sector tan grande, que sólo se alcanza con la madurez.

Y aquí es donde choca la madurez… con la juventud. Porque, ¿cómo se va a conocer tan bien un sector como para ponerlo patas arriba si no se ha estudiado y conocido durante años? Pues difícil. Puedes inventar un sector…pero mejorar uno existente… Se necesitan años de estudio y experiencia para conocer algo que vas a mejorar. Nadie es innovador e innova porque está en sus genes o porque es joven. Nadie.

El innovador del que os hablo lo sabe todo de farmacia española. Y de medicamentos. Y del sistema español de financiación, de retribución, de costes hospitalarios, de todo eso más. Ha estudiado el pasado, contribuido al presente y visionado el futuro. Sus alumnos y seguidores saben que lo que dice Paco que tiene que pasar… pasará.

Ah… la persona más innovadora que conozco se llama Paco. No Steve, ni Mike, ni Ramanujan… Paco.  Y se apellida Martínez.  Puede escribir y leer en inglés, pero porque necesita viajar y buscar cosas en Internet y él no quiere barreras.  Pero nunca le oigo soltar anglicismos, nunca.

Y Paco siempre tiene una sonrisa. No tiene el estrés de estar a la última en todo. Ni de contar seguidores. Paco es un entrepreneur puro. Lo que pasa que él no quiere ser de eso. Él solo quiere seguir mejorando el mundo de la salud en España. Ah, y viajar en Blablacar, que le parece una pasada.

Fuente imagen de cabecera: Agencia EFE

3 Comentarios

  1. Muy bueno Susana! Es cierto, uno es innovador por su actitud, no por su edad! Uno es innovador por sus ganas de cambiar, de mejorar, de ir contra corriente, de pensar diferente, de buscar nuevas formas de hacer las cosas… de ilusionarse y también de ilusionar a los demás! Aunque seguro que siempre tendrá a algunos que se pongan enfrente, en muchas ocasiones porque no compartirán su visión…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here